Activado el 155: Cuando Puigdemont se visualizó en la cárcel y traicionó a la CUP



Carles Puigdemont. /Foto: heraldo.es.

Pablo Barrón. Delegado de Rambla Libre en Galicia.

Cuando hoy supe que debería de escribir más sobre Cataluña, se me abrieron como casi siempre varios escenarios, y mucha información desde distintas fuentes para mi siempre fiables. Elegí la más lenta, esperar a que hoy hablasen todos los responsables de los partidos empezando por mi presidente. A pesar de que esta vez sí,  no me esperaba ninguna sorpresa, ya conocía la petición que el Gobierno le hizo a Puigdemont, como siempre las apuestas y las redes sociales echaron humo, porque ahora sí ya sólo queda aplicar el 155, se esperaba el cómo y cuándo ya que no se ejecutó el día que Puigdemont nombró la República Independiente de Cataluña, durante 8 segundos de reloj, (en los que por cierto el incompetente “juguete roto”de la política catalana, miró permanentemente a la puerta de entrada al paraninfo del Congreso, ¿por qué será?). Transcurrido ese tiempo suspendió la república independiente de Cataluña ( eso por ley, le da tres meses de plazo, en los que sigue empeñado en negociar). Prefirió, por tanto, traicionar a sus socios de Gobierno que ir a la cárcel. Llegados hasta ahí, ya con Mas, y Junqueras desmarcados, la traición a la CUP era lo único que podía hacer si quería dormir en casa.

Me cuentan que cuando esa misma tarde visualizó su persona con la de Forcadell como únicos detenidos, se dio cuenta que en este cuento él estaba en el lado de los perdedores.

En la CUP, el desacuerdo de estos en esa decisión es unánime y además le dan un mes para que la declare abiertamente y sin cortapisas la República Independiente de Cataluña (con eso tampoco contaba).

Si por Mariano fuera, ya os digo yo que dejaba pasar el mes y conseguiría que la CUP, retirase el apoyo y por tanto habría elecciones, todo solucionado, sería un mes agónico y costosísimo, pero una solución cortoplacista sin mover un dedo y sin riesgo electoral también a corto plazo.

Sin embargo, a Mariano le piden que actúe, se lo piden todos los españoles menos los independentistas, se lo piden sus socios de gobierno y también los que se atreven de los suyos, ahora podemos decir que está todo dispuesto para aplicar el 155. El presidente del Gobierno, en su más puro estilo conservador nos dijo a todos los españoles que el 155 estaba ahí, ya preparado y dispuesto, pero aún así  le preguntó por escrito Carles Puigdemont, tal y como marca la ley está apercibido para que rectifique, se atrevió a proclamar la Cataluña independiente y Republicana. Sólo Mariano le da tantas oportunidades…

Del plazo de respuesta no se habló, pero me dicen los que saben que son 48. La estrategia de Carles, pasó de 90 días a 30 y de 30 a 48 horas. requerimiento_155-1

Ahora todos esperando respuesta…

Y si no responde a lo que se le exige, el Ejecutivo puede recurrir a la Cámara Alta para obtener su autorización y aplicar medidas, que el 155 no precisa cuáles puedan ser. Por el contrario, si asegura que no ha activado la DUI y echa para atrás las leyes aprobadas para la desconexión, el artículo 155 se pararía, al entender que Cataluña ha vuelto a regirse por sus leyes autonómicas. Y ya estarán conmigo que si eso sucede la CUP le retirará el apoyo y habrá  elecciones.

Primeras consecuencias de la ruptura independentista.

Boicot a productos separatistas: Cola Cao, Gallina Blanca, Casa Tarradellas, Cervezas Damm


OPINA EN RAMBLA LIBRE