Ana Patricia Botín y el Santander: el mundialismo en clave Rothschild



Ana Patricia Botín. /Foto: elconfidencialdigital.com.

Diego Pappalardo. Director de la Consultora Universum

Uno de los bancos que más ha crecido en el mundo de manera exponencial en los últimos años es el Banco Santander. Desde el año 2000, su capital fue ampliado en la mega gigantesca suma de 50 mil millones de euros, ubicándose en la actualidad como el segundo banco privado europeo mejor posicionado a nivel internacional por su capitalización bursátil, por detrás del HBSC.

Tanto en su pasado como en su presente, el Santander mantiene vínculos con capitales bancarios-financieros británicos y estadounidenses, destacándose la relación con la Familia Rothschild y que sus ganancias también provienen de sus sociedades en paraísos fiscales, e incluso, como sugirieron algunos periodistas y analistas de importancia, también receptaría beneficios del negocio de la droga. Acusación que no es inverosímil considerando que, en varias oportunidades, el Santander fue investigado por organismos de los Estados Unidos, debido al lavado de dinero y a que los grandes bancos del cártel global perciben, blanquean y redireccionan la masa monetaria que emerge del negocio de la droga. Al respecto, el recientemente fallecido periodista Josep Manuel Novoa Novoa en su libro “El botín de Botín” afirma que “hay indicios suficientes para establecer que el aquí llamado banco paralelo presta servicios inestimables al mundo del hampa”.1

Ana Patricia Botín, con su padre. /Foto: elconfidencial.com.

Un poder económico, contra las clases medias

El Santander integra el Grupo Inter-Alpha, el cual es un selecto club de bancos privados del continente europeo, erigido en 1971, y es monitoreado, principalmente, por la Familia Rothschild. El Inter-Alpha no es una asociación de autoayuda espiritual y de beneficencia popular. Es el cártel de financiarización responsable, junto a los bancos centrales y a la partitocracia toda, de la transferencia monumental de dinero, desde la renta del trabajo hacia la renta de las finanzas, en Europa Occidental. Siendo también, a su vez, uno de los desarrolladores de las vulnerabilidades y de las crisis geoeconómicas-financieras en el continente. En otras palabras, el decrecimiento económico de la clase media  y la marginación hasta niveles de  paria de las clases bajas se debe a la ingeniería que ejecuta el Inter-Alpha.

Formalmente presidido por Ana Patricia Botín, desde la polémica muerte de su padre, Emilio Botín, ocurrida en 2014, en la actualidad, el Santander es considerado el único banco sistémico de España, cuenta con más de  190.000 empleados, 12.000 sucursales, 128 millones de clientes y 4 millones de accionistas, en un centenar de países, haciendo del grupo un actor de relevancia en donde se localice. Condición ésta que Ana Patricia hace jugar preponderantemente de manera personal para adquirir mayor influencia decisoria en España, Europa y América, de modo tal que pueda escalar, más rápido que tarde,  en la pirámide del Poder Mundial.

De acuerdo a lo indicado por un paper colgado en la web del Santander, Ana Patricia Botín-Sanz de Sautuola O’Shea, de 57 años de edad, se suma al Grupo Santander en 1988. “Después de ocho años en banca corporativa y de inversión en JP Morgan”.2 La Banca JP Morgan se asoció a los Rothschild a fines del siglo XIX y pasó a ser uno de los clanes integrantes de la superestructura del Poder Mundial, pero siempre teniendo a los Rothschild como referencia principal.

En 1989, la incorporan al Consejo Asesor y al Comité de  Dirección del Banco. Tres años más tarde, la posicionan como Directora General del Banco Santander, para pasar a liderar el Banco Español de Crédito (Banesto), desde el 2002 al 2010, luego de la presidencia de Alfredo Sáenz Abad.

Alfredo Saénz./ Foto: elpais.com.

Ocho años antes de que la banquera influyente asumiera la presidencia ejecutiva del Banesto, el grupo Santander lo había adquirido,  contando con el concurso de las autoridades públicas del momento. Si bien la complicación interna del emblemático banco  –por sus irregularidades burocráticas, el agujero y el desequilibrio patrimonial- fue una situación objetiva, pero no menos cierto es que el Banesto era recuperable sin precisar de la transferencia programada que se hizo del 73,45% de su paquete accionario al Santander, en abril de 1994. Al momento de efectuarse la subasta del Banesto, el interventor de la entidad caída en desgracia, era el banquero mencionado anteriormente, Alfredo Sáenz Abad. La adquisición mayoritaria de las acciones del Banesto y el ejercicio de su conducción  le ayudó al Santander dar un paso estratégico fundamental para su diseñada  proyección hegemónica.

Prosiguiendo con el citado paper, “Como consejera delegada de Santander UK, ha lideradoAna Patricia Botín la transformación de la entidad en un banco comercial universal tras la integración de tres bancos hipotecarios (Abbey National, Alliance & Leicester y Bradford & Bingley)”. Entre los años 2004 y 2008, el Santander compró la totalidad del Abbey National y del Alliance & Leicester y la red de sucursales  los depósitos de Bradford & Bingley, manteniendo la propiedad de los otros activos  del banco el gobierno británico.

Cuando estalló uno de los escándalos más grandes de la historia financiera mundial que señaló como culpable principal del mismo al mega estafador Bernard Madoff, los Botín y, especialmente, Ana se vieron salpicados.

Javier Botín, hermano de Ana Patricia y consejero del banco, vendió los fondos de Madoff mediante la firma M&B Advisers. En esta sociedad financiera, el menor de los Botín compartía la titularidad con el esposo de Ana Patricia, Guillermo Morenés Mariátegui. Manuel Echeverría, por entonces director de la gestora Optimal  Investment Services del Banco Santander, fue uno de los que participó en el esquema de los vendedores de los productos de inversión de Madoff en Europa.

Oficialmente, el Santander se expresó en contra de las maniobras de Echeverría e indemnizó a sus clientes con quinientos millones de euros.

Es imperioso señalar que el banco donde trabajó durante ocho años Ana Botín, el JP Morgan Chase, fue penalizado en los Estados Unidos, con el pago dos mil seiscientos millones de dólares por haberse beneficiado por el esquema Madoff

Como CEO del Santander UK, cargo que ocupó entre diciembre de 2010  y septiembre de 2014, Ana Botín incrementó su circuito de relaciones con los poderosos e influyentes de todo el mundo, brindando notorios servicios a la Corona Británica. En 2013, participó como miembro externo en la gubernamental Junta de Servicios Financieros, Comercio e Inversión. A inicios del 2014, David Cameron la designó embajadora de la Empresa Británica, es decir, defensora y promotora de los intereses geoeconómicos-financieros de Gran Bretaña.

Ana Samboal. /Foto: publico.es.

Su biógrafa, Ana Samboal, escribe “Su padre quería que Ana fuese la heredera. Lo tuvo claro siempre –cuenta un alto directivo del Santander que trabajo años muy cerca de Emilio Botín y que quiere permanecer en el anonimato-. Empieza a tener dudas –continúa- al final de su vida, cuando ella, ‘¿Cuándo llega mi momento?’”.3 La misma periodista explicó en reportaje a Vanity Fair el tipo de trato que mantuvieron padre e hija: “Durante mucho tiempo, fue una relación tensa y complicada”.4

Pero ese instante tan jalonado y esperado por la primogénita de Emilio, llegó en el mes de septiembre de 2014, cuando se comunicó al mundo el deceso del famoso banquero y su vertiginosa  sustitución en el grupo  por su hija Ana Patricia: “‘Ha sido una maniobra oscura, uno de los grandes misterios de esa noche’, aseguran algunos hombres, ya fuera de la entidad, que recelan ante el procedimiento y la rapidez con la que se sucedieron los hechos”, consigna la escritora Ana Samboal.5

En diciembre de 2015, la presidente del Banco Santander obtuvo el título honorífico Dama Comandante de la Orden del Imperio Británico, concedido por la Reina Isabel II.

El Club Bilderberg es uno los grupos de actividades transnacionales de las estructuras del Poder Mundial, a cuyas reuniones va asistiendo  cinco veces, hasta ahora, la banquera Ana Patricia Botín.

Hoy, es la principal referencia del Club en España ya que Ana Botín y el Grupo Santander son el mundialismo puro en clave Rothschild.

Notas:

1-Josep Manuel Novoa, El botín de Botín, 2003.

2https://www.santander.com/csgs/StaticBS?blobcol=urldata&blobheadername1=content-type&blobheadername2=Content-Disposition&blobheadername3=appID&blobheadervalue1=application%2Fpdf&blobheadervalue2=inline%3Bfilename%3D204%5C578%5CBiograf%C3%ADa+Ana+Bot%C3%ADn

3- Ana Samboal, Ana Botín. Nacida para triunfar, 2017.

4-http://www.revistavanityfair.es/actualidad/articulos/ana-botin-nacida-para-triunfar-emilio-botin-banco-santander-ana-samboal/24278

5- Ana Samboal, Ana Botín. Nacida para triunfar, 2017.

Ana Patricia Botín dispara las sospechas sobre el “asesinato” de su padre


OPINA EN RAMBLA LIBRE