Compromís: Caballo de Troya del pancatalanismo para invadir Valencia



Mónica Oltra. /Foto: lasvocesdelpueblo.com.

Josep Sansano.

Al digital separatista Ara, que usted, querido lector, financia cada vez que consume productos Gallina Blanca, no le ha gustado nada la información que ofrecimos sobre los altercados del 9 de octubre en Valencia. Según ese digital, “para determinados medios -y nada residuales- los neonazis son ‘ciudadanos con banderas españolas’ si protestan contra el catalanismo. Rambla Libre ni disimula cuando titula “jóvenes patriotas expulsan invasores sediciosos de la CUP”. La crónica incluye un párrafo delirante: “Los jóvenes de Arran, acostumbrados a ejercer la violencia con el apoyo de los mossos, se han encontrado ante una actitud firme, y han tenido que ser escoltados por esa Policía Nacional a la que desprecian, que tuvo que protegerles de la ira de los contramanifestantes”.

Que no le gustemos a Ara y que no esté de acuerdo con nuestras informaciones veraces indica que vamos por el buen camino y nos llena de orgullo. Lo que no vamos a hacer nunca es llamar neonazi a alguien por el hecho de llevar la bandera española y que las juventudes de Arran practican la violencia intimidatoria, y no son unos entrañables pacifistas, es una evidencia, repleta de escraches y agresiones, y que gozan de impunidad, también.

El que por Valencia se manifiesten las juventudes de la CUP a favor de la independencia de Cataluña, en el día de la Comunidad Valenciana, y la incorporación de Valencia a esa quimera de los países catalanes es una manifiesta provocación y una clara actitud agresiva e invasiva.

Vicente Marzà. /Foto: youtube.com.

Lo grave es que Valencia tiene el enemigo en casa y domina por completo los puestos claves de la Generalitat valenciana por la condescendencia de esa marioneta del pancatalanismo que es Ximo Puig. Compromís tiene todos los resortes para la ingeniería social cultural a fin de convertir a los valencianos en colonos al servicio de los sediciosos catalanes. A favor de los países catalanes se ha manifestado siempre el actual conseller de Educación, Vicente Marzà, o Empar Marco, la directora de la futura televisión Canal 9.

Empar Marco. /Foto: prnoticias.com.

La tensión generada por los planes sediciosos de Carles Puigdemont ha hecho que dirigentes y cargos de Compromís se hayan quitado la careta. Mónica Oltra, vicepresidenta de la Generalitat, ha hecho públicas críticas al discurso del Rey. El presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera pidió que “los demócratas catalanes y del Estado den un apoyo masivo al referéndum” y denunció la “acción represiva y autoritaria del Gobierno”. El citado Vicente Marzà estableció que “se debe respetar” la voluntad del referéndum; es decir, la independencia. La presidenta del Bloc, núcleo duro de Compromís, habló de “presos políticos” y “estado policial” y afirmó que “pese al odio del Estado, urnas llenas de democracia y esperanza”.

Cada vez es más claro que Compromís es un simple caballo de Troya para unir a Valencia a los países catalanes, algo que repudia la inmensa mayoría de los ciudadanos del Reino de Valencia, que se sienten agredidos por esta estrategia totalitaria. Y, obviamente, las juventudes de la CUP no van a ser bien recibidas nunca en Valencia.

Valencia: Jóvenes patriotas expulsan a invasores sediciosos de la CUP


OPINA EN RAMBLA LIBRE