El Mundo, paradigma del periodismo basura



Sede de El Mundo. /Foto: es.noticias.yahoo.com

Enrique de Diego.

Aunque estoy curado de espanto respecto al lacayismo que impera en una profesión que se denominó periodismo y hoy es una forma alternativa de prostitución, en la que imperan los lameculos, tiralevitas y abrazafarolas, he de reconocer que la inmunda información publicada esta semana por el digital de El Mundo titulada “Ciudadanos llevan a los tribunales a quienes acusan al partido de manipular las primarias”.

En esa inmunda gacetilla no se entrecomilla en ningún momento ninguna declaración de ningún dirigente de Ciudadanos (debería haber escrito Ciudadanos lleva…), sino que el periodista y el medio asumen la desmerecida posición de sicarios. El periodismo clásico se sentía orgulloso de ser contraproder, de denuncia el abuso de poder, la prostitución mediática actual está al servicio del poder arbitrario y participa en comandita de él, de sus latrocinios. La inmunda noticia de El Mundo, mal redactada, se permite incluso señalar a un digno ciudadano, exmilitante de ese partido, como si pretendiera una especie de linchamiento.

Y de eso es de lo que me hablan muchos exmilitantes de Ciudadanos, de que cuando han adoptado una posición crítica, han sido linchados desde los medios; han sido perseguidos y se han sentido indefensos. El Mundo, a lo que veo ya no hace periodismo, sino que sirve de desaguadero y mingitorio para los políticos. No me da pena, me da asco.


OPINA EN RAMBLA LIBRE